Travesía americana por un molinense

Manuel Moyano, escritor cordobés afincado en Molina de Segura, presentó su libro Travesía americana la pasada noche 28 de febrero. La obra, que recupera el espíritu del libro de viaje, narra su trayecto de treinta días que el escritor realizó con su familia de punta a punta de Estados Unidos.

 

Rubén Castillo ha sido el encargado de guiar esta velada y lo cierto es que lo ha hecho de excepción. Este profesor de Lengua y Literatura, también escritor, ha conducido a su amigo y compañero de profesión magníficamente, con soltura y naturalidad. Y así, en un encuentro cordial, desenfadado y afable, Moyano nos ha relatado la aventura de su Travesía americana.

 

(Sigue leyendo)

Para él fue un sueño que cumplir: un viaje por EEUU, con una ruta diseñada por él mismo, hecha para su gusto y disfrute, en la que visitar grandes hitos estadounidenses y, de paso, ver si hay suficiente material para un libro. La elección de Estados Unidos como objetivo de la expedición no es al azar: en este país están los iconos que han marcado nuestra vida. Ir allí es empezar a mirar el mundo desde otros ojos. No es una planicie como la que hay en La Mancha española, sino que son las Grandes Llanuras por donde cabalgaban los sioux en las películas de vaqueros. Y esto es lo que se refleja en el libro: una mirada diferente a los paisajes, visitas a lugares enblemáticos (como los puentes de Madison, el monte Rushmore, o el Gran Cañón de Colorado.

La principal dificultad de un autor cuando se enfrenta al folio en blanco es cómo empezar y qué contar. Lo segundo bien podría quedar resuelto con el maravilloso viaje por carretera, pero, para decepción del autor, Estados Unidos no da tanto juego, no hay tanto peligros, no hay tantas aventuras. Manuel Moyano nos cuenta que tuvo que salir a pasear por la noche solo "para ver si me pasaba algo". No lo consiguió, y a su vuelta se encontró con que no tenía nada grande que narrar. Sin embargo, sus ganas de contar al público su viaje y de animar a la gente a cruzar el estrecho dieron forma al proyecto que tomó tintes de desafío literario: conseguir mantener el interés del lector sin un relato verdaderamente llamativo es todo un reto, y Moyano sale airoso de semejante cruzada.

 

Su siguiente proyecto sí que parece una aventura más larga si cabe que esta que nos narra:  un "viaje bestial" en la que le gustaría recorrer Argentina de norte a sur o de sur a norte, eso le da igual. Y, por supuesto, contarnos después la experiencia. 

 

Carlos J. Rosique

Maravillas Palomino

Escribir comentario

Comentarios: 0

Visualiza el número aquí

¡Descarga aquí nuestro noveno número!
¡Descarga aquí nuestro noveno número!