La tradición del miedo

 

 




Contar historias de terror y misterio la noche de la festividad de Todos los Santos es una tradición que Paco López Mengual ha querido rescatar este año. Y, al parecer, no es el único al que le apetecía recuperar estas veladas. El Bar San Nono, lugar del encuentro, se vio desbordado ante la afluencia de personas que querían compartir los cuentos que los escritores y periodistas invitados por Mengual narraron anoche.
Como toda noche de terror, historias reales se mezclaron con leyendas y cuentos. La intrigante velada fue iniciada por el escritor Jerónimo Tristante y su misterioso “caso de la mano cortada”, una cruenta crónica sucedida en un casón de Albacete.
No faltaron en la cita lecturas de clásicos como el maravilloso cuento  “La muerta” del francés Maupassant. Otros autores prefirieron leer sus propios relatos.
 María José Cárceles, Fulgen García, Rafael Ortado, Elías Reala y el propio Paco López Mengual, entre otros, entretuvieron y asustaron a los asistentes, mientras se compartían terroríficas (y exquisitas) tapas preparadas por El obrador de Delia.
El resultado: Una noche de misterio y amistad, Santos y fantasmas, cuentos y leyendas, risas y alguna que otra pesadilla en un escenario ideal repleto de telarañas, ataúdes y hasta la campana de alguna vieja iglesia.
Daniel J. Rodríguez

Escribir comentario

Comentarios: 0

Visualiza el número aquí

¡Descarga aquí nuestro noveno número!
¡Descarga aquí nuestro noveno número!